domingo, 27 de marzo de 2011

Dos chilenos abrieron escuela que enseña a ser maestro Jedi

* Agregar a MySpace

AFP
AFP
William Berrueta en una de sus clases para los pequeños aspiramtes de jedis.
“Que la fuerza esté con ustedes”, dice el maestro Qui Do Quan a sus alumnos, al iniciar la primera clase en una Escuela de Jedis inaugurada por dos chilenos que quieren replicar a los guerreros de la famosa película Star Wars (La Guerra de las Galaxias).

“La agresión es parte del lado oscuro. Si van a pegarle a alguien están agrediendo, entonces la fuerza debe ser usada sólo desde el lado claro, ya que es sólo para defenderse”, explica por su parte Sergio Angeloni o “maestro yodai”, un profesor de lenguaje de 44 años, a un grupo de seis alumnos que lo escuchan con atención.

Angeloni y William Berrueta, un experto maestro de Tae Kwon Do y yoga que se hace llamar “maestro Qui Do Quan”, son los dos únicos profesores de esta escuela.

Ambos lucen un largo abrigo café con capucha. Debajo visten un pantalón y una chaqueta de tela gruesa que se cruza y ata con un cinturón, y por encima de los hombros caen dos flecos, emulando los trajes que usan los caballeros jedis de la célebre saga cinematográfica de George Lucas, creada en la década de los 70 y que tiene fanáticos en todo el mundo.

Los dos crearon la primera Escuela de Jedis que funciona en Chile, que nació en 2009 luego de que se dieran cuenta en una exhibición que las luchas presentadas en Star Wars podían mezclarse con técnicas de artes marciales, brindando a los niños un espacio lúdico donde aprender la sabiduría Jedi, “un icono de la nobleza, el valor y habilidad”, según la descripción del blog de la institución. La escuela cuenta hoy con 30 alumnos.

Cada clase dura un poco más de un hora y se realiza una vez por semana. Al final de tres años, tras el paso por una serie de disciplinas de artes marciales y yoga y de conocimiento de la filosofía jedis, los alumnos egresan como caballeros jedis.

El curso comienza con ejercicios físicos o asanas, que se utilizan en yoga, y luego se da paso a una parte teórica en que se explica que un jedi utiliza siempre la fuerza para conocimiento y como defensa. Nunca para atacar.

El momento más esperado es cuando los niños toman sus espadas y practican los famosos movimientos de los jedis, basados en algunas artes marciales como el kung fu o el kendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario