miércoles, 15 de noviembre de 2017

Una razón para vivir: Una historia de esperanza y amor

Lo que vivió Robin Cavendish es un ejemplo de vida y motivación que se agradece conocer y tener presente para reflexionar y admirar. A los 28 años contrajo polio estando en África y quedó paralizado desde el cuello hasta los pies, de acuerdo a los doctores no viviría más de tres meses. Su esposa Diana procuró siempre impulsar sus ganas de disfrutar la vida en su estado y jamás se apartó de su lado. A pesar de estar atado a un ventilador, juntos se convirtieron en un ejemplo de lucha y ansias de vivir. Esta es la historia que retrata la ópera prima de Andy Serkis, Una razón para vivir.

Ésta es, a grandes rasgos, la historia real de los padres del productor Jonathan Cavendish, uno de los socios y mejores amigos de Andy Serkis, quien se inspiró en la determinación y propia fascinación por las circunstancias de estos personajes para llevar sus vivencias a la pantalla grande y a la vez estrenarse como director. El filme tiene la intención de dar a conocer la historia de esperanza y amor entre dos personas, de ponerla en alto.

Andrew Garfield como Robin y Claire Foy como Diana tienen química en pantalla y cada uno interpreta a su personaje de manera digna y respetuosa, y logran transmitir el amor que existe entre ellos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario