martes, 28 de julio de 2015

Ant-Man”, la película más taquillera

La película del hombre hormiga de Marvel, “Ant-Man”, arrebató con facilidad el título de película más taquillera del fin de semana al último estreno de Adam Sandler, “Pixels”, un filme sobre personajes de videojuegos de arcade que invaden la Tierra.

“Ant-Man” recaudó en su segundo fin de semana en acción 24,7 millones de dólares, según publicó ayer Box Office Mojo, por 24 millones de “Pixels”, cinta que estaba llamada a ser uno de los éxitos del verano pero que terminó por confirmar que Sandler ha dejado de encandilar audiencias.

Los titulares de la prensa de Hollywood destacaron ayer la decadencia de la carrera de Sandler, cuyas comedias ya no son sinónimo de triunfos seguros como ocurrió entre mediados de la década de 1990 y 2000 con producciones como “The Waterboy” (1998) y “Big Daddy” (1999).

Vendedoras

“Blended” se estrelló el año pasado y, a excepción de las dos “Grown Ups” que resultaron bien en taquilla a pesar de las pésimas críticas, también fracasaron “That’s My Boy” (2012), “Jack and Jill” y “Funny People” (2009).

Por detrás de “Pixels” quedó “Minions”, el largometraje sobre los pintorescos personajes amarillos que se dieron a conocer en la saga “Despicable Me” y que en su tercer fin de semana en cartelera sumó 22,1 millones de dólares más a una cuenta de resultados que asciende los 759 millones de dólares en todo el mundo.

En cuarto lugar figuró “Trainwreck”, una comedia de Judd Apatow (“Knocked Up”) con la humorista y guionista Amy Schumer que da el salto a la gran pantalla como protagonista después de una carrera centrada en la televisión. “Trainwreck”, la historia de una joven que no cree en la monogamia, ingresó 17,3 millones de dólares por los 16,5 de “Southpaw”, el drama de un boxeador encarnado por Jake Gyllenhaal quien en el momento cumbre de su carrera sufre una tragedia personal que le lleva a perderlo todo.

Según algunos críticos, con “Ant-Man”, el cine como divertimento irreverente vuelve a reconciliarse con la experimentación filosófica, desde el momento en que el tema del filme es la puesta en suspenso de aquella ‘realidad’ que hemos convenido en asumir y compartir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario