jueves, 12 de mayo de 2016

‘Pos eso’, el cine que veremos: Animación española hecha con plastilina


Trini es una bailarina de flamenco mundialmente conocida que tuvo que dejar los escenarios cuando su marido, el gran torero Gregorio, falleció en un accidente doméstico. Desde entonces está sumida en una gran depresión, y el comportamiento rebelde de su hijo Damián no ayuda demasiado.

Ningún psicólogo, médico o psiquiatra puede explicar la actitud de Damián, llegando al extremo de recurrir al Padre Lenin, un cura repudiado por la Iglesia y que atraviesa una crisis de fe, pero es el único que, según indican todas las señales, puede ayudar a traer de nuevo la tranquilidad a la vida de Trini.

PELÍCULA ARTESANAL

Ni es una película hecha por ordenador y usando las últimas tecnologías, ni es para niños. Es artesanal, realizada con mimo y dirigida a ese grupo de edad que disfruta todavía con los Simpsons o que se reía con las atrocidades de South Park. Es Pos Eso, una película realizada en ‘stop-motion’ -uso de imágenes estática que dan sensación de movimiento- que sirve como debut en el largometraje de Samuel Ortí Martí, Sam, que fue candidato al Goya en 2011 por su corto Vicenta.
ç

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada