domingo, 21 de diciembre de 2014

Estreno 2015: ‘El sol, la piedra y el agua’



El sol, la piedra y el agua es la ópera prima del cineasta Diego Revollo, quien en su filme cuestiona las relaciones familiares tradicionales y explora la improvisación en el guión a través de las experiencias de los actores.

En su película, el cineasta captura las relaciones dislocadas de familiares, donde los roles se confunden de manera sutil: un padre que se comporta como un hermano, una novia que es como una madre o un mejor amigo que es como un padre.

La cinta narra la historia de Dado, él vive con su papá y ambos tienen una relación dislocada. “Es una relación en la cual se han desdibujado los roles padre e hijo y son como hermanos o pareja, ya que el padre nunca ha reconstruido su relación sentimental y tiene a su hijo como el único recuerdo de su exmujer”.

Para el joven cineasta —que estudió Dirección de Cine en la Universidad Católica Boliviana y además es artista visual, actor y presentador de Tv— es muy importante la participación de los actores porque ellos han construido a los personajes sumando sus experiencias de vida. “En el rodaje hay mucha improvisación, si bien había una escaleta, la película está hecha sobre la base de la improvisación. Hay cosas orgánicas que vienen influenciadas de una ola del cine latinoamericano”.

Revollo creó el filme basado en el libro de poesía Ciudad en las Alturas, de Guillermo Bedregal, e inspirado en terapias alternativas como las constelaciones familiares y el rebirthing (la regresión consciente). “Las relaciones trianguladas son muy visibles en esta película. Si bien es una ficción, es un filme autorreferencial”.

Escena. Matilde Urioste es Nur, quien es el amor de dos amigos.

Dado viajará hacia sus orígenes y los soportes audiovisuales marcarán el relato. “Se contiene la memoria de sus progenitores, él va a descubrir los Super 8 de sus papás, que es una formato de celuloide que se usaba en 1970, que eran como las cámaras caseras de hoy”, explicó Revollo.

A través de esas filmaciones, Dado irá conociendo su pasado antes de renacer. “Si bien hay una relación buena con su progenitora, ella lo deja a sus diez años. La mamá de Dado vive en Brasil. Hay una relación entre montañas y mar muy fuerte en el filme”.

En ese camino, el joven descubrirá el amor a través de la novia de su mejor amigo. “El mejor amigo de Dado es Piru (Andrés Marías Rojas). La novia es Nur (Matilde Urioste). Piru es la salida de escape de sus problemas familiares”. En el triángulo amoroso, Nur, que es mayor que ellos, lleva la relación como desea y tiene un perfil de madre que los cuida y está delante de ellos en la toma de decisiones. “En esa pirámide amorosa ella tiene el poder”.

Esfuerzo. Gestar la cinta fue una suma de esfuerzos. “Hacer cine en Bolivia no es fácil, más aún si eres joven”, explica el realizador de 30 años.Para concretar su idea puso sus ahorros, su padre le ayudó con otro monto y pidió préstamos bancarios. “He apostado todo por esta película porque amo el cine y este proyecto ya está en posproducción”, comentó.

El guión fue escrito por el cineasta con ayuda de Yerko Lobos. “Mi filme se desarrolla en 1990, la idea es mostrar al papá filmando en los años 70 y a Dado en los 90”.

Para el cineasta, seguidor del director chileno Alejandro Jodorowsky, crear El sol, la piedra y el agua es “una forma de sanarme y de sanar a mi familia”. Si bien Revollo muestra relaciones familiares dislocadas, le interesa desdibujar los roles tradicionales. “La película habla de las nuevas familias y nuevas estructuras. Lo lindo es que no tiene que ver con roles predeterminados como mamá, papá e hijo”.

La cinta muestra que una persona puede elegir y construir una familia en la que se siente acogido y aceptado. “Apoyo a la no discriminación, dejar a un lado los paradigmas y estigmas de que la familia está compuesta por figuras tradicionales”.

El nombre del filme lo atribuye a los elementos naturales que hay en La Paz. En el filme también trabajaron Mariajosé Zuazo (productora General), Juan Pablo Richter (productor Ejecutivo), Mauricio Ovando (foto), Irene Cajías (Montaje), Nicolás Uxusiri (Música) y la productoras Cinearte y Nicobis, entre otros.

Relatos salvajes’ La película cuenta con un elenco estelar, en el que sobresale la figura de Ricardo Darín.



En 2002 Damián Szifrón puso en el aire la serie televisiva Los simuladores, producida y emitida por Telefé. Si bien es cierto que las dos temporadas de esta producción tuvieron altos niveles de audiencia y fueron reconocidas por la industria de la Tv en Argentina, nadie imaginó que su director lograría en 2014 poner en la pantalla grande uno de los éxitos más importantes de los últimos años en su país.

Relatos salvajes se estructura detrás del velo de la violencia y en sus historias breves pone en escena el vértigo de una sociedad que parece estar al borde del abismo, pero que suele salvarse por el humor.

La película cuenta con un elenco estelar, en el que sobresale la figura de Ricardo Darín como protagonista de una de las historias más pulcras que se hubieran visto en el cine latinoamericano de los últimos años; y es que Bombita deslumbra al espectador por cómo el director resuelve el conflicto.

Es posible que el secreto del éxito de esta película radique en la posibilidad de reconocerse o reconocer a alguien cercano en todas y cada una de las historias. No se trata de una película que busque la sencillez del relato, sino todo lo contrario, son personajes que han sufrido diversos conflictos y que por eso mismo se involucran en episodios de tensión, de épica acción, pero por sobre todo de inconsciente ilusión de revertir el estado de injusticia generalizado.

Una película que empieza con Darío Grandinetti personificando a un crítico de música clásica que viaja en un avión, donde descubre que quienes están ahí tienen un mismo objetivo en este trayecto, y se pone de manifiesto la intención del film: una invitación al goce de una comedia negra y una vertiginosa crítica social aguda.


sábado, 20 de diciembre de 2014

KATE DEL CASTILLO, DEBUTA EN EL CINE DE TERROR

La actriz mexicana Kate del Castillo presentó la película "Visitantes", un "thriller" mexicano de terror psicológico dirigido por Acán Coen, en el que el miedo se forja al "no saber qué esperar de tu esposo o tu hijo".

"La idea era explorar el abanico de las relaciones humanas y los miedos; aquí las personas que tienes más cerca se vuelven los antagonistas de la historia", explicó el director en una rueda de prensa en la capital mexicana.

La ópera prima del cineasta -que se estrena el próximo jueves en unas 600 salas de México- tiene como protagonista a Ana (Del Castillo), una escéptica cirujana que tendrá que enfrentarse a unos espíritus atormentados que amenazan la estabilidad de su familia.

Del Castillo, que está acompañada por figuras como Raúl Méndez o Aurora Papile, debuta con este trabajo en el cine de terror.
"Visitantes" supuso que se enfrentara al rodaje como si éste fuera un "reto" y que descubriera que hay que tener cuidado con "la línea delgada entre el terror y caer en el ridículo", comentó.

Sin embargo, admitió que la primera vez que leyó el guión no lo asoció únicamente a este género, sino que se fijó en el mensaje familiar que aporta a través de sus personajes.

No es la primera vez para su compañero de reparto, Méndez, quien tras la cinta "Kilómetro 31" ahora ha podido "explorar otras tesituras actorales" y terminar de tomar conciencia de la necesaria "alianza" con el equipo técnico, que son quienes terminan de "resolver" las escenas de la película. El director reconoció que en el filme hay efectos especiales, pero trataron que "tuvieran una base física, que no fueran sólo digitales", para aportar verosimilitud.

Según la actriz Sophie Alexander-Katz, "la película te hace cuestionar hasta dónde puedes llegar para salvar a quien quieres", lo que hace que su postulado fundamental sea "la fuerza que tiene el núcleo familiar".

El largometraje también hace hincapié en la "insatisfacción" cotidiana, que aquí "atraviesa la vida misma" a través de las figuras de los espíritus, comentó.

En el reparto también se encuentra el debutante André Collin, quien interpreta al hijo de la protagonista y que tenía apenas cinco años cuando comenzó el rodaje.

"André es extremadamente inteligente, y tiene una naturalidad pasmosa al actuar", subrayó Coen.

Del Castillo, afincada en Estados Unidos, dijo que le "llena de orgullo" que le llamen para hacer una película "100 por ciento mexicana", después de que emigrara hace unos 14 años porque en su país no encontraba las suficientes oportunidades.

Oliver Stone opta por Baviera para rodar el "biopic" de Snowden

El director de cine estadounidense Oliver Stone, ganador de tres premios Óscar y cuatro Globos de Oro, rodará su "biopic" sobre el famoso agente de la CIA refugiado en Rusia Edward Snowden en Baviera (sur de Alemania) a partir de febrero de 2015, según informó la página de cine especializada Cineuropa.

Tras conseguir las producciones "Big Game", del finlandés Jalmari Helander; "The Postcard Killings", segundo largometraje del mexicano Everardo Gout, y "The Happy Prince", el debut en la dirección del actor Rupert Everett, el Programa Especial de Financiación para Coproducciones Internacionales de Baviera convenció a Stone para rodar su película, aún sin título, en localizaciones alemanas.

El proyecto sobre el informante Edward Snowden está inspirado por "The Snowden Files", del periodista de The Guardian Luke Harding, quien participó en la redacción del guion junto al propio Stone y Kieran Fitzgerald.

Stone contó, además, con la colaboración del asesor legal de Snowden, Anatoli Kucherena, escritor de la novela "La hora del pulpo".

El FilmFernsehFonds Bayern (la entidad encargada de promocionar los rodajes en el mayor estado federado de Alemania) apoyó el proyecto con 1,6 millones de euros del Programa Especial de Financiación para Coproducciones Internacionales, que se lanzó en 2013.

En la película, el empleado de la Agencia de Seguridad Nacional de los Estados Unidos (NSA) vuela desde Hawaii a Hong Kong para contar al mundo el programa de vigilancia estadounidense, lo que lo convierte en uno de los hombres más buscados.

Una gran parte del rodaje, con Joseph Gordon-Levitt ("Sin City: Una dama por la que matar", "Lincoln", "The Dark Knight Rises (Batman 3)", "Origen") en el papel protagonista, tendrá lugar en exteriores en Munich, así como en el Bavaria Filmstudio.

El "thriller" político cuenta con la producción de Moritz Borman y Eric Kopeloff, de la compañía de Los Ángeles Onda Entertainment, y de Philip Schulz-Deyle, de la alemana KrautPack Entertainment en Grünwald.

Las localizaciones adicionales del rodaje incluirán Hong Kong y Estados Unidos y el proceso comenzará a primeros de febrero del año próximo.

Hace unos meses, el propio Snowden manifestó estar "absolutamente feliz" con la decisión de Stone de rodar una película sobre su vida, mientras el polémico director de filmes como "Platoon", "JFK", "Nixon", "Natural Born Killers" y, más recientemente, el documental "Mi amigo Hugo", sobre el presidente venezolano Hugo Chaves, o "Savages", afirmó que Snowden, igual que Julian Assange, era "un héroe".

Stone hizo estas declaraciones poco antes del verano durante un debate junto al cineasta hongkonés Johnnie To, en el marco del Festival Internacional de Cine de Shanghái, donde opinó que era "maravilloso" que hubiera "chivatos".

Y añadió que "es muy difícil ser un soplón bajo la administración de Obama, que ha llevado a cabo seis procesos judiciales contra chivatos bajo la Ley de Espionaje".

El Amalia Gallardo 2014 recayó en Josué Núñez



Josué Rolando Núñez Reguerín, con su obra Mañana lo arreglo… lo juro, es el gran ganador del XXV Concurso Municipal de Video Amalia de Gallardo de este año. Según informó la Oficialía Mayor de Culturas, Núñez obtuvo los premios a Mejor Producción de Ficción, Mejor Dirección y Mejor Guion.

Los otros triunfadores son Víctor Ariel Rivera Córdova y el cortometraje Imágenes Paceñas, ganaron en Mejor Dirección de Fotografía y Mejor Montaje; Rubén Condori Condori, con Panchito, obtuvo los premios a la Mejor Interpretación Femenina y Mejor Interpretación Masculina. Finalmente, Sergio Orlando Velasco Muñoz, con Cara o Cruz, se adjudicó el galardón de Mejor Dirección de Arte.

Video La herencia triplica la apuesta por el terror

Con cámaras y equipos de última generación y una historia con giros que tendrán al espectador en permanente tensión, La herencia pretende convertirse en la primera película de terror cruceña que bien podría competir con cualquier éxito hollywoodense. La trama relata cómo una madre vende su alma y la de tres generaciones de su familia a un dios egipcio, a cambio de que este ayude a que su bebé de ocho meses sobreviva a una terrible enfermedad.

La coproducción de las empresas bolivianas El Esperpento, BolAr Producciones y Cine Rau se encuentra en pleno rodaje y se estrenará en agosto en todos los cines del país.

La herencia de Alan
El demoniaco dios ya se cobró la vida de la madre de Alan y ahora quiere la suya y la de su hijo. Todo empieza cuando el protagonista acaba de cumplir 33 años y está por contraer matrimonio con una mujer que no puede engendrar. Si se casa con Sarah, Osiris no cobrará su deuda y por ello llegará a la casa de la pareja, y desatará toda su ira, con niños quemados, espíritus malignos que vuelan por los aires y otros elementos para evitarlo.

Los actores cruceños Gisely Ayub (Sarah), Alejandro Amores (Alan) y Juan Mario Teodovich (Osiris) y Yamine Céspedes (mamá de Alan) serán los encargados de encarnar esta historia.

La producción
La herencia le costará $us 100.000 al equipo boliviano encabezado por profesionales destacados del audiovisual local. El guion y la dirección general están a cargo de Christian Calvo, la dirección de fotografía y asesoría, de Jorge Sierra y la producción, de Jimena Lora.

“Admiro las películas de Alfred Hitchcock y de Tim Burton, pero hace mucho tiempo que no se ven buenos trabajos de terror, es como si las ideas se hubieran agotado. Quiero mostrar a los bolivianos que podemos producir filmes de calidad, con los mismos efectos y tecnología que los que utilizan los grandes estudios estadounidenses”, expresó el director.
Por su parte, Sierra detalló que para el rodaje utilizaron una cámara de cine Canon Mark III con cuatro lentes (35 mm, 50 mm, 18 mm angular y 70-300 mm), steady cam, mini pluma, grúas, dollys y hasta drones para lograr tomas aéreas. También indicó que realizaron planos limpios, bien compuestos y mucha iluminación, más que en cualquier película en la que trabajó anteriormente.

“Este nuevo proyecto pretende generar miedo y si no lo logra, sin duda generará una enorme sensación de suspenso, pues transcurre a un ritmo muy acelerado y con un cambio en la línea dramática constante”, sostuvo.

Las vacaciones de Garbo y Dietrich en Paraguay

El hallazgo de un libro de firmas de un hotel paraguayo, que ya no existe, plantea una hipótesis que hará las delicias de los cinéfilos: Greta Garbo, Marlene Dietrich, Joan Crawford y Ramón Novarro estuvieron juntos en San Bernardino, que en 1935 era un exótico punto turístico visto desde Hollywood.

Osvaldo Codas, asesor cultural de la intendencia de San Bernardino, explicó que se llevó toda una sorpresa cuando encontró las firmas de esos cuatro mitos del cine en el registro de huéspedes del hotel Waldfrieden, uno de los más lujosos de Paraguay hasta su cierre, en 1943.

El libro estaba en una dependencia del Museo Histórico de la Ciudad y fue encontrado por Codas cuando hacía el inventario de sus objetos y piezas, que ahora pasarán a la Casa Buttner, su nuevo emplazamiento, que será inaugurado a principios de enero.

Hasta ahora se creía que Marlene Dietrich había permanecido unos días en San Bernardino en la década de los 30, según cuenta Christian Ganser en su "Historia Documental de San Bernardino", publicado en 1997.

Sin embargo no existen documentos o fotografías que certifiquen que el cuarteto de estrellas estuvo en pandilla en la ciudad paraguaya disfrutando de las aguas del lago Ypacaraí, su principal atractivo turístico.

Codas está convencido de ello después del análisis caligráfico de las firmas, escritas con una estilográfica.

Las mismas aparecen junto a un texto en español que Codas atribuye a Novarro, que había nacido en México con el nombre de José Ramón Gil Samaniego y alcanzó la fama como protagonista de la versión muda de Ben-Hur (1925).

"No hay duda de que la dedicatoria la hizo Novarro, y se puede comprobar su caligrafía y su firma en internet. La de Garbo apenas cambió a lo largo de su vida. Crawford fue cambiando de firma, pero el análisis grafotécnico indica que la misma es auténtica, al igual que la de Dietrich", dijo Codas.

La fuente fecha la presunta estancia en Paraguay de esas glorias del celuloide entre agosto y septiembre de 1935.

El viaja de los famosos cineasta

Presume además que los cuatro pudieron hacer parte del viaje en un Clipper, uno de los cuatrimotores de la Pan American Aircraft, que en 1932 lanzó el vuelo directo entre Nueva York y Río de Janeiro.

Para Codas, la clave del enigma sería Novarro, quien murió asesinado en 1968 por dos jóvenes cuyos servicios sexuales había alquilado.

El ídolo, encasillado en el papel de "latin lover", parecía tener buenas relaciones con Garbo, de quien sus biógrafos aseguran que era también homosexual y con la que rodó "Mata Hari" (1932), uno de los grandes éxitos de la actriz sueca.

Novarro rodó también con Crawford, su compañera en la película muda "Across to Singapore" (1928), aunque nunca filmó con Dietrich, quien en 1935 estaba a punto de finalizar su colaboración con el director Josef von Sternberg, que fue quien labró para el celuloide su ambigua imagen sexual.

"Creo que fue una escapada a Sudamérica. Que buscaban algo absolutamente exótico y aquí lo encontraron", concluyó Codas.