miércoles, 20 de julio de 2016

Teresa Palmer desea que “Lights Out” propicie una nueva franquicia



La actriz australiana Teresa Palmer, todo un valor emergente en la industria, sueña con que “Lights Out” genere una nueva franquicia de terror y confía en que “Hacksaw Ridge”, la nueva película de Mel Gibson como director, suponga el regreso triunfal a Hollywood del denostado artista.

“Creo en dar a la gente una segunda oportunidad. Él se la merece. Deseo que la gente le reciba con los brazos abiertos”, confesó Palmer.

Gibson quedó en libertad condicional en marzo de 2011 tras ser acusado de agresión a su expareja, la rusa Oksana Grigorieva, madre de su hija, Lucía, quien lo denunció por malos tratos en enero de 2010.

Desde entonces el ganador de dos Óscar por “Braveheart” prácticamente ha desaparecido del mapa, exceptuando sus intervenciones en películas como “Get the Gringo”, “Machete Kills” y “The Expendables 3”.

“Hacksaw Ridge”, protagonizada por Andrew Garfield, Sam Worthington y la propia Palmer, llegará a los cines en noviembre, en plena campaña previa a los Óscar, y la intérprete considera que se trata de una película “necesaria hoy día” por su gran mensaje sobre la violencia.

La cinta narra la historia del médico Desmond Doss (Garfield), que sirvió en el ejército durante la batalla de Okinawa (Japón) y que se convirtió en el primer objetor de conciencia de Estados Unidos. Finalmente fue condecorado con la Medalla de Honor, la máxima condecoración entregada en las Fuerzas Armadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada