miércoles, 18 de mayo de 2016

Enfrentando al más poderoso villano mutante: X-Men: Apocalipsis

Siguiendo el éxito mundial de X-Men: Días del Futuro Pasado, el director Bryan Singer vuelve con X-Men: Apocalipsis.

ARGUMENTO

Desde los orígenes de la civilización, él fue venerado como un dios. Apocalipsis, el primero y más poderoso de los mutantes del Universo X-Men de Marvel, se hizo con los poderes de otros muchos mutantes, convirtiéndose en inmortal e invencible. Tras su debilitamiento después de miles de años, su desilusión hacia el mundo le obliga a reclutar a un grupo de poderosos mutantes, incluyendo al descorazonado Magneto (Michael Fassbender), para purificar la humanidad y crear un nuevo orden mundial, del cual estará al frente. Mientras el destino de la Tierra pende de un hilo, Raven (Jennifer Lawrence) con la ayuda del Profesor X (James McAvoy) tendrá que liderar un equipo de jóvenes X-Men para detener a su mayor enemigo y salvar a la humanidad de la destrucción total.

APOCALYPSE NOW… Y DESPUÉS

El clamoroso éxito de crítica y taquilla X-Men: Días del Futuro Pasado, era un hito difícil de emular. Además, el objetivo de los realizadores era no sólo estar a la altura de las expectativas establecidas por la citada película, sino superarlas. “Era un auténtico reto tratar de dar con una historia que pudiera aventajar a X-Men: Días del Futuro Pasado, en términos de proporción y riesgo”, señala el guionista y productor Simon Kinberg, que desempeñó tales cargos en aquel filme.

Un hallazgo creativo llevó a la decisión de que el antagonista de la nueva película fuera el más poderoso villano mutante de todo el universo X-Men. “Apocalipsis representa una amenaza cósmica, así como ese sentido de la proporción que atrae tanto a Bryan Singer como a mí”, añade Kinberg.

Por supuesto, la aprobación del personaje por parte de Singer era algo fundamental. Singer reinventó el género de las adaptaciones cinematográficas de cómics, como pudimos constatar con el estreno de la exitosa X-Men en 2000, a la que siguió el taquillazo X-Men 2 en 2003. En dichos filmes, y después, años más tarde, en X-Men: Días del Futuro Pasado, Singer, basándose por completo en los personajes, fusionó perfectamente drama, ciencia-ficción, acción y aventura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario