miércoles, 26 de junio de 2013

¿Qué pasó ayer? Parte III

SINOPSIS

Han pasado dos años. Phil (Bradley Cooper), Stu (Ed Helms) y Doug (Justin Bartha) viven una vida tranquila y feliz. Ya no tienen tatuajes ni nada de cuentas pendientes. La última vez que oyeron hablar de Leslie Chow (Ken Jeong), un imán de los desastres, le habían encerrado en una cárcel de Tailandia y, gracias a ello, empezaban a recuperarse de sus noches locas en Las Vegas y de los raptos, disparos y persecuciones a cargo de los traficantes y mafiosos de Bangkok.

El único miembro de la manada que no está satisfecho es Alan (Zach Galifianakis). La oveja negra del grupo sigue sin propósitos personales, ha abandonado su medicación y se deja llevar por sus impulsos, lo que para él significa no tener barreras, ni filtros, ni juicio. Pero finalmente una crisis personal le obliga a buscar la ayuda que necesita.

¿Y quién mejor que sus tres mejores amigos para ayudarle a dar el primer paso? Esta vez no hay boda ni despedida de soltero. Nada puede ir mal. Pero con la manada nunca se sabe.

¿Qué pasó ayer? Parte III, es el final épico a una odisea de caos y malas decisiones, en el que este grupo de amigos debe terminar lo que empezó allí donde todo empezó: Las Vegas.

NOTAS DE PRODUCCIÓN

Esta parte reúne a los actores Bradley Cooper, Ed Helms, Zach Galifianakis y Justin Bartha en los papeles de Phil, Stu, Alan y Doug. También vuelven a escena Ken Jeong como Leslie Chow, Heather Graham como Jade (primera mujer de Stu) y Jeffrey Tambor como Sid (padre de Alan). Y se une por primera vez al equipo John Goodman como Marshall, que será la nueva pesadilla del grupo.

Todd Phillips dirige este guión que escribió con Craig Mazin, con quien ya había colaborado en ¿Qué pasó ayer? Parte II.

¿PERO QUÉ PASA CON ALAN?

En 2009, el escritor y director Todd Phillips celebró una despedida de soltero sin precedentes, e invitó a todo el mundo a unirse a un grupo de amigos mundialmente conocido como la manada. En 2011, subió el listón y nos demostró lo lejos que podían llegar sin perder del todo la cabeza.

La diabólica pregunta “¿Qué podría ir mal?” se respondió sola en ¿Qué pasó ayer? Parte II. Las dos entregas de la saga cruzaron fronteras y batieron récords de taquilla. Millones de personas disfrutaron de las andanzas de sus personajes, que han dejado una huella imborrable en la cultura pop. Las frases tontas de Mr Chow se oyen cuando menos te lo esperas, y fans llegados de todo el mundo se acercan todos los días a la recepción del Caesar’s Palace de Las Vegas partiéndose de risa y piden la suite de Resacón en Las Vegas, o preguntan la famosa frase de Alan “¿Este es el verdadero palacio de César?”.

“Lo que queremos es un final épico”, dice Phillips, quien dirige a Phil, Stu, Alan, Doug y su gran pesadilla, Chow, hasta el sur de la frontera y luego hasta la escena original del crimen para poner la guinda a la saga: Las Vegas, donde las cosas ya acabaron muy, muy mal.

Ellos solo saben la mitad de lo que pasó en Las Vegas, la otra mitad la descubrirán en esta última parte, sorprendiendo tanto a los actores como al público. “Hay un montón de acción y de comedia, un atraco, un viaje por carretera y también un elemento de misterio, pues tratamos cosas que no se habían visto antes pero siempre estuvieron presentes en las dos películas anteriores. Aquí se reúne todo, y se envuelve con un final que sigue su propia lógica”, dice Phillips.

El guionista Craig Mazin, que ya colaboró con Phillips en el guión de la segunda parte, nos cuenta cómo volvieron a las dos anteriores para lograr esa lógica. “En esta entrega revelamos una serie de asuntos pendientes que pertenecen a las tres películas para llegar a una historia que pone fin a las tres partes. Algo que ocurrió al principio, y de lo que muy pocos se dieron cuenta, reaparece para perseguir a los chicos y meterlos de lleno en lo que será su viaje más difícil y desafiante”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario