miércoles, 29 de mayo de 2013

Una historia de amor imposible. Sueños incorruptibles: El Gran Gastby

De la singular e imaginativa mente del guionista, productor y director Baz Luhrmann llega la nueva adaptación para el cine de la novela de F. Scott Fitzgerald, The Great Gatsby. En su versión, el director combina sus distintivos estilos visuales, sonoros y narrativos en 3 dimensiones, creando un cóctel de la era del jazz, fiel al texto de Fitzgerald y relevante a nuestra época. Leonardo DiCaprio asume el papel protagónico.


ARGUMENTO

El Gran Gatsby sigue a Nick Carraway, aspirante a escritor, cuando deja el Medio Oeste y llega a Nueva York en la primavera de 1922, una época de moral relajada, jazz fastuoso, reyes del contrabando, y un mercado de valores de precios vertiginosos. Persiguiendo su propio Sueño Americano, Nick se instala al lado de un misterioso millonario al que le gusta realizar fiestas Jay Gatsby, y del otro lado de la bahía de su prima, Daisy, y su mujeriego esposo de sangre azul, Tom Buchanan.
Nick se siente muy atraído por el cautivante mundo de los millonarios, sus ilusiones, sus amores y sus engaños. Mientras Nick es testigo y partícipe, de lo que sucede en el mundo que habita, escribe una historia de amor imposible, sueños incorruptibles y una intensa tragedia y a la vez refleja nuestros tiempos modernos y nuestras propias luchas.

LA PRODUCCIÓN

El actor nominado a los Premios de la Academia, Leonardo DiCaprio interpreta a Jay Gatsby; Tobey Maguire a Nick Carraway; la actriz nominada al Oscar, Carey Mulligan, y Joel Edgerton son Daisy y Tom Buchanan respectivamente; Isla Fisher y Jason Clarke interpretan a Myrtle y George Wilson; y la novata Elizabeth Debicki es Jordan Baker. La leyenda del cine indio, Amitabh Bachchan interpreta a Meyer Wolfshiem.

El nominado al Oscar, Baz Luhrmann (“Moulin Rouge!”) dirigió la película en 3D basándose en un guion que coescribió con su frecuente colaborador Craig Pearce. El guion, a su vez, está basado en la novela de Fitzgerald.

Nick Carraway, el narrador (quien, en la novela misma, está escribiendo la historia de The Great Gatsby, el hombre que le da el título a este libro…”), describe a su vecino, el enigmático, aparentemente corrupto pero, a la vez, inspirador, Jay Gatsby, como un hombre con una “gran sensibilidad a las promesas de la vida… un talento extraordinario para la esperanza… como nunca he encontrado en otra persona y que probablemente nunca encontraré”. Durante casi un siglo, la historia de ese Gatsby, escrita por F. Scott Fitzgerald entre Long Island, Nueva York y St. Raphael, en Francia cerca de Cannes, y entre 1923 y 1924, se ha movido a través del espacio y del tiempo y ha encontrado una audiencia a nivel mundial.

El guionista, productor y director Baz Luhrmann se encontró por primera vez con El Gran Gatsby en la pantalla en 1974, en la remota localidad de Herson’s Creek, Australia, donde su padre era gerente de la gasolinería y brevemente, del cine.

Corte al año 2004. El frío norte de Rusia. El sonido de las vías del tren. Una luz titilante a través de una gélida ventana. “Acababa de terminar Moulin Rouge! y estaba en un ‘momento de reflexión’”, recuerda Luhrmann. “Sorprendentemente, había decidido tomar el Transiberiano desde Beijing, cruzando el norte de Rusia, para luego seguir hasta París, para encontrarme con mi esposa y mi hija recién nacida, Lilly”. Fue en Siberia, en una cabina estrecha, donde Luhrmann se encontró nuevamente con El Gran Gatsby, esta vez en la forma de un libro en audio, uno de los dos que traía con él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario